Por Elizabeth Briceno

 La toma de decisiones es de las cosas más difíciles que se nos presenta en la vida y aún más difícil cuando no se sabe que se quiere ser. Pero para tomar una decisión hay que realizar una acción, ser activo e iniciar las actuaciones que nos permitan estar bien informados y tomar la decisión correcta para orientar a tu hijo.

Si tu hijo está en 10º grado y aún no sabe que quiere ser el día de mañana, en que profesión u oficio se ve, tu participación como padre en este momento es importante. Para comenzar, hay varias preguntas que debe hacerse tu hijo:

  1. ¿Qué quiero hacer en mi vida? ¿Quiero ser ingeniero, piloto, auxiliar dental, técnico IT, militar…?
  2. Ir a un “College” (2 años) o a una Universidad (4 años)
  3. ¿Quiero estudiar en una universidad cerca de casa o lejos?
  4. ¿Quiero una universidad pequeña o grande?
  5. ¿Que sea religiosa o no?
  6. ¿Que este ubicada en una gran ciudad o pequeña?
  7. ¿Necesito beca o ayuda financiera?

También podría interesarle La Educación finlandesa – ¿Un sueño alcanzable?

Todas estas preguntas es importante que las compartas con tu hijo para ir tomando las decisiones pertinentes y alcanzar el fin que desee.

Recuerda que la decisión debe ser de tu hijo (a), tu eres un vehículo de ayuda. Hoy en día las opciones son cada vez mayores y decidir cual, quizás lleve un tiempo, pero lo importante es haber iniciado el camino, haber tomado la decisión de actuar.

Fuente: Edición 32 Aldea Magazine

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here