Por Hinda  Elman

 

La práctica y entendimiento de estas técnicas es determinante en el momento de presentar el examen

 

El SAT®/PSAT®  es diferente a la mayoría de los exámenes que se toman en High School. Los exámenes del colegio están  enfocados hacia la evaluación de conocimientos mientras que el SAT es un test de razonamiento. Por este motivo, los problemas de matemáticas del SAT requieren un enfoque diferente e involucran la preparación en tácticas de solución distintas. La práctica y entendimiento de estas técnicas es determinante en el momento de presentar el examen para lograr una nota por encima del promedio, que pueda darle ventaja con respecto a las aplicaciones de los demás estudiantes.

Para lograr la mejor puntuación posible es recomendable seguir estos pasos:

1.- Empezar a prepararse con tiempo, preferiblemente a partir del décimo grado, donde se puede presentar el PSAT® para detectar las fallas, corregirlas y poder presentarlo de nuevo a principios del décimo primer grado, como preparación para el SAT® .

  1. Hacer varios exámenes de práctica midiéndose el tiempo: eso le va a permitir detectar su velocidad de respuesta y mejorar sus tácticas de solución. Para muchos estudiantes el tiempo es el factor determinante.
  2. Leer cuidadosamente las preguntas antes de contestar: muchas respuestas están colocadas para que un lector descuidado y apurado seleccione la opción incorrecta; en muchas ocasiones la dificultad no reside en la complejidad del problema matemático.

También lea Convalidación de Créditos

  1. Si tomar exámenes no ha sido su punto fuerte durante los años escolares, puede ser que el SAT no sea su mejor opción. El test tiene nueve secciones que abarcan escritura, lectura y matemáticas, y debe ser completado en 3 horas y 45 minutos por lo que sólo los estudiantes que están acostumbrados a trabajar bajo presión, son los que responden mejor a este tipo de pruebas.
  2. Utilice cada segundo de su tiempo: va a obtener una mejor puntuación si comparte el tiempo equitativamente entre cada pregunta, en lugar de quedarse estancado tratando de resolver una en particular: márquela y regrese a ella al finalizar las demás.
  3. Las estadísticas confirman que si no puede reducir sus posibles respuestas correctas a dos o tres, no es conveniente adivinar sino dejar la pregunta sin contestar para evitar la penalidad por pregunta errada.
  4. Su mente puede estar preparada, pero prepare su cuerpo: los estudiantes nerviosos se pueden ver beneficiados, si en lugar de estudiar encerrados hasta el día previo al test ,hacen algún tipo de actividad física y descansan bien la noche anterior. Hinda.Elman@yahoo.com

www.askpointy.com

Fuente:Edición 7 Aldea Magazine

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here